• martes 29 de septiembre del 2020
logo
add image

La Corte Suprema revocó una sentencia que corregía el impuesto a las ganancias por inflación

En base al precedente Candy S.A, el Máximo Tribunal consideró que no existía violación del principio de confiscatoriedad.

La Corte Suprema de Justicia de la Nación dejó sin efecto una sentencia de la Cámara Federal tucumana que ajustaba por inflación la declaración jurada de impuesto a las ganancias, realizada por Jorge Eduardo Feler.

En sus fundamentos destacó que “la aplicación del mecanismo de ajuste por inflación en los términos del precedente "Candy S.A." lo es al solo efecto de evitar la confiscatoriedad”. En ese sentido, consideró que el contribuyente utilizaría ese método para el reconocimiento de un mayor quebranto que pueda ser utilizado en períodos posteriores, ello por la sencilla razón de que, en tal supuesto "no hay tributo a pagar que pueda ser cotejado con el capital o la renta gravados".

Previamente, la Cámara Federal de Apelaciones de Tucumán confirmó lo decidido por la anterior instancia y declaró la inconstitucionalidad del artículo 39 de la Ley de Impuesto a las Ganancias N° 24.073. En ese orden de ideas, permitía al contribuyente, Jorge Feler, ajustar por inflación su declaración jurada del impuesto a las ganancias correspondiente al período fiscal 2002.

Al rechazarse el recurso extraordinario interpuesto, la queja motivó que el caso llegara al Máximo Tribunal. El órgano supremo remitió la doctrina fijada en los precedentes jurisprudenciales “Santiago Dugan Trocello” y “Candy S.A”.

Accedé al fallo.

footer
Top