• martes 07 de julio del 2020
logo
add image

Se promulgaron en la provincia de Buenos Aires cuatro leyes relacionadas con la emergencia sanitaria

Se trata de normas que abarcan distintas temáticas en el marco del ASPO: emergencia sanitaria en geriátricos, cuestiones de violencia familiar, ratificación de decretos dictados por el Poder Ejecutivo y la suspensión de desalojos y ejecuciones.

A través de la publicación en el Boletín Oficial, se dio a conocer la promulgación de leyes sancionadas por la Legislatura bonaerense, en el marco del aislamiento social, preventivo y obligatorio (ASPO).

Se trata de la ley 15.171, que declara la emergencia sanitaria en los geriátricos; la ley 15.172, que suspende los desalojos y ejecuciones; la ley 15.173, que faculta al Ministerio de las Mujeres a tomar medidas para asistir y prevenir situaciones de violencia familiar y de género;  y la ley 15.174 que ratifica los decretos dictados por el ejecutivo a raíz de la pandemia.

El Senado provincial aprobó el pasado 21 de mayo, en sesión virtual, la declaración de emergencia sanitaria de los establecimientos geriátricos de la provincia, sean de gestión pública o privada. Así, el Ministerio de Salud iniciará un relevamiento de todos los establecimientos, a los fines de regularizar la situación de los que no cuenten con las habilitaciones correspondientes. También se crea el “Programa Geriátricos de la Provincia de Buenos Aires” para promover el fortalecimiento y desarrollo de los mismos y cubrir las necesidades ocasionadas por la pandemia de COVID-19.

En la misma sesión, la Cámara Alta sancionó la ley 15.173, que encomienda al Ministerio de las Mujeres, Políticas de Género y Diversidad Sexual, “llevar adelante las acciones necesarias para prevenir y asistir situaciones de violencia familiar y por razones de género y diversidad”. Para ello se encuentra facultado a disponer de las partidas presupuestarias necesarias.

También sancionó la ley 15.174, por la que ratifica los decretos 132/2020; 151/2020; 166/2020; 167/2020; 177/2020; 180/2020; 194/2020; 251/2020; 255/2020; 261/2020; 262/2020; 264/2020; 282/2020 y 340/2020; dictados por el Poder Ejecutivo en razón de la pandemia. Así, dicho poder queda facultado, durante la emergencia, a prorrogarla hasta por ciento ochenta (180) días, a suspender los procedimientos y plazos administrativos, los eventos de concurrencia masiva, y los cortes de servicios públicos, por el mismo plazo.

Además, por medio de esa ley, se modifica el inc. f) del art. 207 del Código Fiscal, quedando eximidas del pago de Ingresos Brutos las cooperativas que vendan productos farmacéuticos, veterinarios, cosméticos y de perfumería, así como a los servicios digitales prestados por personas no residentes en el país. Esta modificación tiene efectos desde el 1 de enero del 2020.

Por último, fue promulgada la ley 15.172, que suspende en toda la provincia de Buenos Aires, hasta el 30 de septiembre de este año, las ejecuciones hipotecarias sobre inmuebles destinados a vivienda única, las ejecuciones de créditos prendarios UVA para la adquisición de vehículos, toda ejecución o lanzamiento colectivo, que afecten a una pluralidad de familias y que pueda dejarlas en situación de calle,  ejecuciones de créditos por expensas comunes, entre otras.

No obstante, siempre será admisible la interposición de la demanda a los efectos de interrumpir la prescripción de la acción. También, se suspenden los términos de caducidad de instancia en los procesos de ejecución hipotecaria o prendaria por créditos UVA para la adquisición de vehículos, y expensas comunes.

Por otra parte, se suspende la ejecución de sentencias judiciales de desalojo por incumplimiento del pago de alquileres de inmuebles destinados a vivienda única, a actividades culturales, a pequeñas producciones familiares, a la prestación de servicios por parte de monotributistas, PYMES o cooperativas. Sin embargo, esto no se aplicará en caso de que el locador dependa del canon para cubrir sus necesidades básicas o de su grupo familiar.

footer
Top