• domingo 31 de mayo del 2020
logo
add image

Obra pública: no pueden pedirse mayores costos por trabajos previsibles

Así lo sostuvo la Cámara de Apelación en lo Contencioso Administrativo de La Plata, al confirmar la sentencia de primera instancia

El caso tiene origen en un acuerdo celebrado entre la Municipalidad de Cañuelas y la Cooperativa de Provisión de Obras y Servicios Públicos de Cañuelas Ltda., que al permitir subcontratar la ejecución parcial de una obra, quien la ejecutó planteó la generación de “mayores costos”, por “dificultades materiales imprevistas”.

Tanto el titular del Juzgado de Primera Instancia en lo Contencioso Administrativo N° 3 del Departamento Judicial La Plata, Francisco Jose Terrier, como el tribunal compuesto por  Gustavo Daniel Spacarotel, Gustavo Juan De Santis y Claudia Angélica Matilde Milanta, coincidieron que no se encuentra acreditado lo “imprevisible” de los trabajos presuntamente realizados por el actor, tratándose de “trabajos adicionales” (que necesitan previa intervención y aprobación por parte de la Administración y no generan a su favor el derecho a reparación pretendido) y no de “dificultades materiales imprevistas”.

Sumado a ello, refuerzan la necesidad probatoria de los hechos alegados y la calificación de “mayores costos”, ya que se pretende obtener el reconocimiento del derecho de un cocontratante al cobro de sumas de dinero por trabajos que se reputan realizados por fuera de lo acordado, es decir, sin amparo contractual.

Además, subrayan que a quien contrata con la Administración debe exigirse un comportamiento oportuno, diligente y activo que lo obliga a poner de manifiesto las circunstancias susceptibles de modificar las cláusulas contractuales, a los efectos de que el órgano estatal pueda evaluar si conviene al interés público celebrar el contrato.

No puede el contratista invocar errores o defectos cuya inadvertencia provenga de su propia incuria, desatención o negligencia; máxime cuando la magnitud de los intereses en juego le impone actuar de modo de prever cualquier eventualidad que pudiera incidir negativamente en el resultado económico del contrato, concluyen los magistrados.-

Accedé al fallo

footer
Top